• La Organización Mundial de la Salud declaró el 2020 como el Año de la Enfermería, pero debido a la contingencia sanitaria mundial se tuvo que suspender cualquier tipo de conmemoración.

 

Rancagua, martes 12 de mayo del 2020.- El 12 de mayo de 1820 nace en Italia Florence Nightingale, mujer que años más tarde fundó la primera Escuela de Enfermería, en Londres, Inglaterra. Debido a la importancia que tuvo Florence en la profesionalización de este milenario oficio, cada 12 de mayo se celebra el Día Internacional de la Enfermera y el Enfermero.

Este era un año especial, porque la campaña anual de la Organización Mundial de la Salud (OMS) había designado al 2020 como el Año de la Enfermería. Pero con la aparición del coronavirus COVID-19, que originó una pandemia mundial, se tuvo que suspender todo tipo de conmemoración.

Para la subdirectora de Gestión del Cuidado de Enfermería del Hospital Regional Libertador Bernardo O´Higgins (HRLBO), María José Orellana, “no es un Día de la Enfermera cualquiera (…) El 2020 fue declarado Año Internacional de la Enfermera por la OMS, siendo una gran oportunidad para visibilizar lo que hacemos por el mundo. Desgraciadamente ha tenido que ser una pandemia de magnitud sin precedente la que visibilizó la labor que realizamos”, indicó la profesional.

Las enfermeras y enfermeros del principal centro de salud de la región no realizaron actos conmemorativos oficiales, esta vez los esfuerzos se enfocaron en la contingencia sanitaria asociada al SARS Cov2.

“Gracias infinitas por la entrega y dedicación, por lidiar con las lágrimas de sus hijos y familiares, con los sollozos de sus compañeros y amigos. Gracias por contener todos los abrazos que desean dar, por tener el valor de lidiar con la muerte, y con algunos que se creen invulnerables o valientes para exponerse a un riesgo”, agregó la enfermera María José Orellana, al mismo tiempo que solicita a la comunidad no descuidarse ante el coronavirus.

Por su parte, la presidenta de la Asociación de Enfermeras y Enfermeros (ASENF) de la Región de O´Higgins, Cecilia Serrano, señaló que “el año 2020 es el Año de la Enfermera, sin embargo, hemos enfocado nuestro esfuerzo en esta pandemia y ha sido fundamental. Creo que hemos demostrado, con creces, cuál es la función fundamental de las enfermeras en los establecimientos”.

Para finalizar, la dirigente gremial tuvo palabras para sus colegas. “Hemos visto como muchas han dejado sus hogares, dejando a sus hijos al cuidado de familiares, justamente para trabajar por el bien de los usuarios. Nos sentimos orgullosas del trabajo de cada una de ellas y ellos, que dejan todo por cuidar, tratar y contener al paciente”, concluyó la presidenta de la ASENF.