• La nueva ley de tabaco N°20.660 establece la prohibición de fumar en establecimientos públicos.

El comité Hospital Verde y Saludable del Hospital Regional Libertador Bernardo O´Higgins (HRLBO), formado el año 2018, realizó distintas acciones para crear conciencia entre los usuarios y funcionarios, con el objetivo de que el centro de salud se convierta en un establecimiento 100% libre de humo, a partir del 1 de enero de 2020.

La iniciativa busca crear conciencia en la comunidad respecto de los efectos nocivos sobre la salud de la población, junto con dar cumplimiento a las orientaciones técnicas, metodológicas y compromisos de gestión del Ministerio de Salud.

El director del Hospital Regional LBO, Dr. Fernando Millard Matínez, señaló que “este es un compromiso que hemos adquirido de manera interna como hospital y también con el Seremi de Medio Ambiente, lo conversamos con los distintos gremios de nuestro centro de salud y se comenzó a implementar en forma paulatina, hasta llegar a cero humo desde el 1 de enero de 2020 dentro del perímetro del hospital, con esto damos cumplimiento a la ley 20.660 que fue publicada el año 2013, junto con ello, además velamos por la salud de nuestros funcionarios, pacientes y usuarios”.

La implementación de Ambientes Libres de Humo de Tabaco genera un cambio cultural en el establecimiento, disminuyendo su aceptabilidad social y poniendo además en perspectiva la verdadera dimensión de la problemática que constituye el tabaquismo.

El Dr. Carlos Bisbal Malig, Subdirector Médico y especialista broncopulmonar del Hospital Regional LBO, indicó que “la medida está a tono con los tiempos y por supuesto con la legislación vigente, el hábito tabáquico es una hábito claramente dañino para la salud, frente a ello no hay, ni existen una doble lectura, está vinculado al cáncer pulmonar con una frecuencia más de 20 veces mayor en el fumador, vinculado a enfermedades bronquial crónicas, desarrollo a otras enfermedades pulmonares de otro tipo, enfermedades cardiovasculares, entre varias, todas progresivas e invalidantes. El cese del hábito tabáquico más que una normativa o cumplimiento pasa por un imperativo moral y ético sobre todo si somos funcionarios de la salud”.

En tanto, Fabiola Lara, Prevencionista del HRLBO y miembro del comité Hospital Verde y Saludable, manifestó que “esta fue una agenda progresiva desde el inicio del comité, que no se pudiese fumar dentro del establecimiento, existían lugares donde se permitía fumar hasta reducirse en cantidad, llegando al día hoy con el 100% libre de humo de tabaco, el no cumplimiento de esta resolución exenta sería una falta a las normas y deberes”.

En el mismo contexto de una vida más saludable y libre de humo, una persona que fuma cerca de 10 cigarrillos diarios, tiene un 100% de probabilidades de complicarse en una operación, teniendo una implicancia en los costos de salud, por ello es fundamental la educación y por razones obvias tomar conciencia sobre el daño que produce el cigarrillo en la salud de todos nosotros y en el medio ambiente.